Inicio > Caminando > Vergüenza nacional

Vergüenza nacional

Sábado, 18 de julio de 2009

La mal llamada  “Fiesta Nacional”, donde lo más violento y primitivo del ser humano se manifiesta en forma de tortura, de vil asesinato.

Arranca el hombre a la barbarie alaridos de incomprensión, al amparo de festividades que pregonan a los vientos carteles de muerte anunciadores.
Y se  adentra, con su  ignorancia culpable, en la afrenta que supone morir sin razón en festejos que  someten al animal, a la crudeza de una muerte injustificada y violenta.

Vivir  la tortura  impasibles, complacientes, alzarse en aplausos imitadores, abandonarse a lo cobarde de la inercia, da brillos caducos a una fiesta que en su anacronismo agoniza.

Pretenden   aliar   al  tiempo   la injusticia, la   tolerancia  que acomoda su sensibilidad al esperpento para poder así seguir negando la ofensa de una imagen, por cruel, enmudecedora.

Pero no hay honor en la muerte que rompe en los débiles su lanza.

Morir   sin   amor  rodeado de  gente  extraña, entre  gritos, risas  y  falsas acusaciones es una historia maldita que en lo humano se perpetúa.
Abrazo  la  tenacidad  del que  con  su lucha espera, que el pañuelo blanco anuncie la rendición  del hombre a la evidencia del derecho de quien espera con su vida ser resarcido.

Abomino  la  falsa  gloria  que  ha  convertido  la  belleza  en  una estética sangrienta porque  llamar premio a  la amputación de miembros, juicio a la sentencia, valor al escarnio, es sólo fruto de la hipocresía que hace dignos a quienes merecen nuestra más profunda condena.

Vean los defensores de la nobleza del arte, si la imagen adjunta les sigue pareciendo arte...

Mejor asi

http://blog.solusan.com/toreando.html

Caminando